domingo, 14 de diciembre de 2014

Impresionante....!!! Limpiar los Desagües de su Cuerpo Cómo Desintoxicar su Sistema Linfático

El sistema linfático, está compuesto por los vasos linfáticos, los ganglios, los órganos linfáticos o linfoides (el bazo y el timo), los tejidos linfáticos (como la amígdala, las placas de Peyer y la médula ósea) y la linfa.



Contribuye de manera principal a formar y activar el sistema inmunitario (las defensas del organismo). Este sistema contribuye a eliminar los residuos que contaminan nuestro cuerpo como las pastillas, las drogas ilícitas, las toxinas del tabaco, la polución del aire, los aditivos de la comida y demás contaminantes.
La Dr. Ann Louise Gittleman, PhD, estima que un 80% de las mujeres tienen un sistema linfático vago, y llegar a reactivarlo para que funcione correctamente es esencial para la pérdida de peso y disfrutar de buena salud.
Si acarreas dolencias, exceso de peso o celulitis, o alguna dolencia crónica, como la artritis o bursitis, migrañas, puede que tu sistema linfático este ralentizado y este juega un rol fundamental para la mejoría.
1. Respira profundamente, nuestros cuerpos poseen 3 veces más liquido linfático que sangre, pero ningún órgano que lo bombee. El sistema linfático utiliza el acto de respirar profundamente para ayudarse a transportar las toxinas a nuestra sangre para que puedan ser depuradas por nuestro hígado. Así que inhale el maravilloso “olor” del oxígeno y expire las toxinas.
2. Ponte en marcha, el ejercicio ayuda al sistema linfático a fluir con soltura, el ejercicio más indicado para esto es saltar en una cama elástica! Este ejercicio pone al sistema linfático a trabajar mucho mejor! Pero los estiramientos y ejercicios aerobicos también contribuyen a esta tarea.
3. Beba mucha agua. Sin la cantidad de agua adecuada, el sistema linfático no fluye como debería. Para asegurarse de que el agua es correctamente absorbida por nuestras células, un buen truco es añadir zumo de limón exprimido, o gotas de pH.
4. Olvídese de las bebidas enlatadas. Esto incluye las bebidas isotónicas, las bebidas para deportistas, los zumos de fruta envasados etc… la mayoría de estas bebidas son puro azúcar. Estos azucares, colorantes y aditivos ayudan al sistema linfático a sobrecargarse y dejar de funcionar correctamente.
5. Coma fruta fresca en ayunas. Las enzimas y ácidos de la fruta son grandes limpiadores de la linfa. Coma fruta en ayunas, y antes de las comidas con el estómago vacío, esto también contribuirá a una mejor digestión. La mayoría de las frutas están digeridas en menos de 30 minutos, y el bienestar se notara enseguida
6 Coma muchos vegetales verdes para adecuar su nivel de clorofila, lo cual contribuirá a purificar su sangre y su linfa
7. Coma frutos secos y semillas crudos y sin salar. Esto dota al sistema linfático de mucha fuerza debido a los ácidos grasos saludables. Puede tomar almendras, nueces de macadamia, pipas, semillas de calabaza etc…
8. Añada unos cuantos tés de hierbas estimuladores del sistema linfático a su dieta, tales como la equinacea, el astragalus, sello de oro, poke root, o te de indigo salvaje. Consulte con su herborista de confianza antes de tomar ninguna de estas hierbas, sobre todo si las combina entre sí o si está tomando medicamentos. Estas hierbas a pesar de ser naturales, son efectivamente muy potentes. No tome ninguna hierba si está dando el pecho o embarazada
9. Masaje su piel. Utilice un cepillo de cerdas naturales, y cepille su piel en mociones circulares empezando por los pies y subiendo hasta la cintura, y luego desde las manos hasta el pecho, es importante masajear en la dirección que fluye la linfa, es decir, hacia el corazón
10. Alterne agua fría y caliente en la ducha por unos cuantos minutos, el calor dilata los vasos sanguíneos y la fría causa su contracción, ayudando a mejorar la circulación. Evite este método si tiene problemas de circulación, de corazón o si está embarazada.
11. Regálese un masaje, muchos estudios demuestran que los masajes pueden reactivar el sistema linfático en casi un 78%, y también ayudan a liberar las toxinas atrapadas por el cuerpo. Pruebe con un masaje de drenaje linfático, es un tipo de masaje especial, especialmente diseñado para mejorar la circulación de este. No debe ser en ningún caso un masaje de tipo muscular, sino más bien relajante, si no, no tendrá los mismos efectos sobre el sistema linfático.
Existen innumerables beneficios de poner nuestro sistema linfático a trabajar al 100%, incluyendo más energía, menos dolor, y una desintoxicación más eficiente de nuestros cuerpos.

0 comentarios:

Publicar un comentario